Accidentes más comunes en el hogar y como evitarlos

segurea-tu-seguro-a-medida-accidentes-comunes-en-el-hogar (Demo)

Este año está siendo un año diferente y en el que hemos y estamos pasando una mayor parte del tiempo en casa. Los accidentes domésticos se han incrementado notablemente y en muchos casos ha sido por desconocimiento de consejos y trucos para poder evitar estos accidentes más comunes en el hogar

En el siguiente post os traemos cuáles son los accidentes más comunes en el hogar y algunos consejitos que podrían evitarlos, si conoces alguno más no dudes en comentar el post y lo incluiremos para que más personas se puedan beneficiar de unos consejos tan prácticos y útiles para hacer tu hogar un poco más seguro cada día.

Incendios y quemaduras

Además de ser uno de los accidentes más peligrosos, también es uno de los más comunes y de los que más paraliza a los accidentados a tomar decisiones rápidas y determinantes en la extinción del fuego

  • Aleja los radiadores o cualquier electrodoméstico de calefacción de la ropa o de muebles, ya que el calor que desprenden puede quemar rápidamente cualquier objeto que tenga a su alcance. Uno de los casos más comunes de incendio es el de secar la ropa cerca de una estufa ¡Mucho cuidado con esto!
  • Si eres fumador o convives con algún fumador, comprobad que las colillas están correctamente apagadas en un cenicero que no desprenda calor ni humo y siempre que sea posible intentad fumar fuera de casa
  • Coloca detectores de humos y compra extintores. Puede darse la situación en la que el fuego se origine en otra parte de la casa y no nos demos cuenta hasta que sea demasiado tarde. Una buena forma de anticiparnos al desastre sería a través del aviso de un detector de humos y teniendo a mano un extintor para apagarlo
  • Haz una revisión periódica del sistema de cableado. Esta práctica casi nadie la hace pero te evitará en más de una ocasión tener que apagar un incendio
  • El fuego en las cocinas es de los más recurrentes. pueden ser por intentar apagar una sartén de aceite muy caliente con agua o por olvidar apagar algún fogón, entre otros. Una vez acabes de cocinar, asegúrate que está todo en orden y apagado, que no hay ningún material inflamable cerca de una sartén caliente y revisa que todo está apagado.
  • Especial atención a las fugas de gas. Si tienes sospechas de una fuga de gas, por muy leve que sea, abre rápidamente todas las puertas y ventanas, cierra la válvula y llama a los bomberos. Las fugas de gas son uno de los accidentes de hogar que más muertes provoca, ya sea a través de una fuga silenciosa o a través de un incendio. El gas es muy peligroso.

Caídas y Golpes

Los niños son especialmente vulnerables a este tipo de accidentes en el hogar, ya que van andando y correteando con mucha más energía y velocidad. Pero las caídas más peligrosas son las de los ancianos, ya que su recuperación y consecuencias son mucho más complicadas.

Para evitar las caídas, dentro de lo posible, recomendamos tomar las siguientes precauciones:

  • Intenta no dejar el suelo muy mojado o en caso de necesitar dejarlo mojado, puedes hacerlo por estancias, así permitirás un desplazamiento seguro dentro de la casa.
  • Coloca los muebles de forma que queden integrados en las habitaciones. Evita que salgan esquinas o cajones. Sobre todo, presta especial atención en los muebles que están a la altura de las rodillas y a los que están a la altura de la cabeza.

Intoxicaciones

Sobre todo en el caso de los niños. Hay un rango de edad en el que los niños tienen su curiosidad muy despierta y necesitan ver y tocar todo para conocerlo. Las intoxicaciones en estos casos son frecuentes y pueden ser evitables distribuyendo los productos de limpieza y medicamentos lejos de su alcance. Escondidos en algún armario o cambiandolos de lugar de vez en cuando.

Cortes

Los cortes también son uno de los accidentes más frecuentes y fáciles de que ocurran aunque también son evitables, dentro de lo posible.

  • Cuidado con los cristales. El simple hecho de tener un cristal ya requiere de medidas preventivas y de conocimiento de cuidado en cualquier momento. Si se ha roto un cristal recógelo de inmediato, sobre todo si es verano, porque acostumbramos a andar descalzos por casa. Utiliza una aspiradora para cerciorarte que no queda ni rastro de ningún cristal en el suelo.
  • Cualquier objeto punzante o con forma afilada puede provocar un corte. Es importante observar e identificar si se trata de un corte profundo o un corte superficial, para poder ver bien la profundidad del corte primero habría que retirar toda la sangre con agua y jabón neutro sin utilizar algodón, ni alcohol ni ningún tipo de pomada. A continuación vamos a ir secando la herida con un poco de presión sobre el corte utilizando gasas. Una vez identificada la profundidad del corte, se seguiría con la cura del corte o se iría al centro de salud u hospital más cercano para curarla.

Los accidentes en el hogar son sin duda uno de los más frecuentes y que pueden tener consecuencias graves. Con estos consejos y con un buen seguro de hogar, podrás evitar muchas de las lamentables situaciones tras un accidente.

Si tienes algún caso de accidentes más comunes en el hogar y quieres compartirlo con nosotros, deja un comentario en esta nueva entrada y publicaremos tu accidente y su solución para ayudar a más gente a evitar cualquier daño.

Consulta nuestro seguro de hogar y solicita presupuesto sin compromiso para observar como nuestra póliza puede adaptarse a tu medida.

¿Estás en busca de un buen seguro?

¿Quieres comprobar lo que podrías ahorrar si los haces a tu medida?

Llámanos y resolveremos tu consulta en el mismo momento. Rellena nuestro formulario y en menos de 24h. tendrás una respuesta.

    Llama al 603 421 179 o rellena nuestro formulario





    Introduce los caracteres de seguridad:

    captcha


    Posts Relacionados

    Dejar un comentario